Una inversión salida del botiquín

Johnson & Johnson building in Madrid, Spain, 16/03/2010 (Photo by Cristina Arias/Getty Images).

Es una empresa que conocés desde que sos chico y que tiene una gran aceptación por parte de los consumidores a nivel mundial, pero ¿es una apuesta interesante para realizar en el mercado hoy?

El otro día un amigo de mi hijo tuvo un leve accidente jugando un partido de fútbol. Al caer contra un cerco que rodea el perímetro de la cancha, tuvo un corte de cierta profundidad. En ese momento corrí al auto, donde guardaba un viejo botiquín -que siempre me acompaña- y en el cual tenía una caja de vendas (Band-Aid) para salir del paso.

Los chicos de cinco años realmente se alarman cunado ven algo de sangre. No te voy a mentir, yo también…

De vuelta del partido, repasé mentalmente y descubrí que muchos de los medicamentos y algunos productos de salud que tenía en el botiquín casualmente eran de Johnson & Johnson (J&J), digo casualmente porque en este rubro sinceramente no soy de seguir una marca determinada.

Aunque reconozco que mi vieja me hizo fanático del clásico shampoo de manzanilla y es el que hoy le hago usar a mis hijos.

Sin duda, Johnson & Johnson ha estado presente a lo largo de mi vida y la de mi familia.

No es para menos, es una gran y tradicional empresa, que desde 1886 produce dispositivos médicos, productos farmacéuticos, de cuidado personal, perfumes y productos para bebés. Y en cuanto a cuidado de la familia y especialmente los niños uno va a lo seguro, con eso no se puede experimentar.

Momento sólido

Días más tardes en la oficina, recordé este episodio del partido de fútbol de los niños y me puse a analizar la acción de J&J.

Fue cuando noté que venía teniendo unos últimos meses muy buenos, ya que desde septiembre de 2015 ha trepado casi 30%. Como se puede ver en el gráfico a continuación:

J&J

fede-1

En el mismo período, J&J ha vapuleado claramente el comportamiento de los principales índices como el Dow Jones y el S&P 500 como se puede ver a continuación:

J&J vs Dow Jones y S&P 500

fede-2

Los papeles de J&J inclusive han alcanzado un nuevo máximo histórico, luego de que se conociera que registró un aumento en las ventas de los tres primeros meses del año y que elevara sus estimaciones de comercialización para 2016.
Además, reportó una utilidad trimestral por encima de lo esperado y mejoró sus previsiones de ganancias para el año.

Pero no sólo eso, también arrasó contra sus principales competidoras. Si se miran las siguientes curvas, el rendimiento desde septiembre del año pasado de J&J ha sido claramente superior al de sus comparables.

J&J vs Glaxo Smith Kline y Astra Zeneca

fede-3

J&J vs Pfizer y Bristol-Myers

fede-4

Presente

J&J sigue apostando fuerte a mantenerse como un líder de su sector. Recientemente anunció la compra de la firma de cosmética Vogue International en unos US$ 3.300 millones.

Otra gran apuesta, quizás la mayor para este año, es que J&J ha incorporado a su equipo de innovación a quien es quizás la mayor investigadora que tiene Brasil sobre el virus del Zika.

Por otro lado, ha retomado en Venezuela en un 50% la producción de toallas femeninas y en un 100% de protectores diarios femeninos, las cuales se encontraban paralizadas.

No obstante han surgido algunas señales que merecen atención:

– Uno de sus fondos accionistas, Hemenway Trust Co, informó hace pocos días que redujo su participación en J&J. Similar comportamiento tuvieron Pictet Asset Management Ltd y Kopp Investment Advisors. Si bien hubo otros fondos como Kidder Stephen W y Artisan Partners Limited Partnership que incrementaron sus tenencias de J&J.

– La competencia del sector sigue siendo intensa y creciente. Recientemente Samsung Bioepis logró autorización para lanzar en Europa un medicamente contra la artritis que competirá con el de J&J.

– Por otro lado, apareció una nueva sentencia por parte de una persona que ha acusado de ser tóxicos e incluso cancerígenos algunos talcos de higiene íntima de la compañía, pero que no fue advertida oportunamente de los riesgos, por lo que deberá ser resarcida económicamente. Se trata de la segunda sentencia en contra de J&J por ese tema. J&J batalla y asegura que no hay comprobación científica suficiente, pero no deja de ser un punto en contra para la compañía.

– Recientemente ha surgido en California una demanda por complicaciones en los dispositivos de acoplamiento de una malla pélvica.

No te apresures

Sin lugar a dudas, J&J es una compañía digna de tener en cartera para el largo plazo, pero el rally alcista reciente ha sido muy intenso y puede haber llegado a un punto en el que se produzca un ajuste.

Si se mide respecto de sus comparables, tras la intensa suba, ahora GlaxoSmith, Pfizer y Astra Zeneca tienen mejores ratios de precios/beneficio anticipado, de Valor/EBIDTA y de precio/ventas, por citar algunos de los principales indicadores.

Por lo anterior, al menos a corto plazo, Johnson & Johnson no pareciera ser la mejor elección para “curar” tu bolsillo.

Nos reencontramos la semana que viene.

Saludos,

Federico Tessore
Director de Inversor Global.