A mí me importa el dólar blue

A mí me importa el dólar blue

 

Los responsables de la suba del paralelo nos quieren hacer creer que este es un fenómeno sin importancia. Otro intento desesperado por esconder su fracaso.

El dólar blue vuelve a ser noticia. Luego de permanecer calmado e incluso deprimido durante la primera parte del año, la cercanía a la fecha de las elecciones y el continuo descontrol monetario colaboran para que su precio se ubique muy cerca de los máximos desde su nacimiento.

Frente a esta realidad, la estrategia discursiva del gobierno es sencillamente el ninguneo. El jueves pasado, Axel Kicillof se preguntó retóricamente:“¿A quién le afecta la cotización del dólar?”. Durante el fin de semana insistió en la minimización del fenómeno al afirmar que el mercado del blue “mueve menos que la quiniela”.

Las declaraciones no sorprenden. De hecho, es una práctica común dentro del kirchnerismo. En 2012, el entonces Ministro Hernán Lorenzino dijo que el dólar blue “no le importa a nadie”, en momentos en que éste superaba los $10 por primera vez desde la convertibilidad.

Tal vez sea casualidad, pero justo los dos ministros que más devaluaron la moneda desde 2003 nos quieren hacer creer que el dólar no es un problema.

grafico

Como se puede ver en el cuadro, Lorenzino fue el Ministro de Economía testigo de la mayor suba del precio del blue durante su mandato. En los 23 meses en los que ocupó el cargo, la divisa “azul” trepó nada menos que 110,4%, más que duplicando su valor. Kicillof no se quedó atrás. En los 20 meses que lleva como Ministro de Economía, el precio del paralelo aumentó 42,6%, desde los $ 9,84 promedio de noviembre de 2013 a los $ 14,04 promedio de los días que van de julio. Esto equivale a un aumento mensual de 3,3% para Lorenzino y 1,8% para Kicillof. Una verdadera destrucción monetaria en tiempo récord.

Otro dato interesante: Kicillof, quien insiste permanentemente con que este gobierno no va a devaluar, llevó el dólar oficial de $6,01 en noviembre de 2013, cuando asumió, a los $ 9,14 de este mes. Una suba de 52,1% durante el período.

El blue nos afecta a todos

Siendo los responsables de las máximas devaluaciones del kirchnerismo, se entiende que estos funcionarios quieran restarle importancia al tema. Sin embargo, el del blue no es menor. A continuación se describen 5 causas de por qué su precio es importante en el día a día de todos.

  • Es el único que puede comprarse sin restricciones de cantidad

El mercado paralelo es el único en el que se pueden comprar dólares sin restricciones. Por este motivo, se vuelve una referencia para todos los que ahorran en dólares. Si el precio del blue sube, el ahorro se vuelve cada vez más difícil.

  • Es un indicador de la futura devaluación oficial

Si algo muestra la historia argentina es que de los controles de cambio siempre se sale con una fuerte suba del tipo de cambio oficial que lleva a este al nivel del paralelo. Así, el blue indica la magnitud que tendrá el salto que dará del dólar oficial cuando se decida eliminar el cepo.

  • Refleja la magnitud del castigo a todos los exportadores

Cuando una empresa argentina exporta, debe necesariamente vender los dólares que cobró por la venta al tipo de cambio oficial. De esta forma, el blue es una referencia de lo mucho que se le quita arbitrariamente al sector, que podría vender sus dólares a un precio mayor si no existiera el cepo. El desplome exportador es consecuencia directa de este sistema.

  • Fija los precios de algunos bienes de nuestra economía, hoy

Imaginemos a una persona que tiene una propiedad que compró por USD 100.000 dólares en el año 2004, cuando comprar departamentos en dólares no era motivo de sospechas de ningún tipo. Si hoy tuviera que vender ese departamento ¿cuántos pesos aceptaría? ¿$ 919.000 (USD 100.000 al tipo de cambio oficial), o $ 1.480.000 (USD 100.000 al paralelo)?

  • Tiene el potencial de paralizar la actividad económica

El aumento del precio del blue refleja el aumento de su demanda. Y cuando los argentinos demandamos dólares estamos buscando ahorrar, por lo general, “debajo del colchón”. Esto conspira directamente contra la inversión y, por tanto, contra la producción y el consumo, lo que genera el estancamiento e incluso la caída de la actividad económica.

Los anteriores son solo 5 motivos de por qué el mercado paralelo del dólar es importante para la economía y nuestra vida cotidiana. Si el gobierno sigue su estrategia de ignorarlo, tal vez logre algún rédito a nivel político, pero el costo será una peor calidad de vida para todos nosotros.

Saludos,

Iván